domingo, 16 de diciembre de 2012

HOY ES DOMINGO, Y NO COCINO

Pues sí, hoy de invitada.  Hoy mi madre tenía nostalgia de cocinar y ganas de comer comida comida, así que nos ha hecho RANCHO.

Mis padres han preparado la ensalada, ensalada, sin tanta tontada como suelo poner yo, y la verdad que estaba muy buena


Y el RANCHO, con mayúsculas, como se merece.  ¡Qué rico!, y es que a mi me parece muy difícil, si las cosas que son pesadas y medidas no me salen bien imaginaos lo que es entender conceptos como "sofreír un poco", "fuego lento", "el caldo que admita" o "añadir el arroz cuando vayan a estar las patatas" , ¿y qué me sé yo?


Así que deleitaros el ojo con el aspecto que tiene ya que el olor y el sabor no os lo puedo transmitir pero os lo podéis imaginar.  ¡¡BUENÍSIMO!!


Bueno y el postre, cosa mía.  Hemos tomado Improvisación.  Todo viene porque el otro día compre unos frutos rojos en almíbar o algo así, me fijé más en que ponía nuevo que en que era en realidad.

Así que sobre la marcha, medio melocotón en almíbar, una cucharada de helado de nata con caramelo (eso sí, sin azúcares añadidos ni lactosa), un par de cucharadas de frutos del bosque (con caldico y todo) y de adorno una galleta (suerte que solo hemos comido 4 porque solo tenía 4 galletas). 







No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada