lunes, 6 de octubre de 2014

DOMINGO, OTRO MENÚ (111)

Esta semana ha habido comida familiar para celebrar el 55 aniversario de boda de mis padres.

Nos han invitado ellos, así que yo solo he preparado el postre.

Os cuento lo que comimos, todo buenísimo, aunque mucho mejor todavía la compañía, que no todos los días nos podemos reunir todos (bueno, casi todos que Adán anda por los madriles) para comer.

Ensalada 1: De lechuga, tomate, atún, taquitos de pavo y de quesos variados, huevo duro y anchoas (como a mí no me van mucho como siempre se me olvidaron las aceitunas, bueno, que le vas a hacer) 



Ensalada 2: Escarola con granada



Fideuá, 3 bandejas como está, ... pues oye, que cayeron


Yo contribuí tripitiendo, éste es el plato más pequeño de los 3 que me comí, si es que soy como Tragantúa.  Y no me extraña que después estaba como el lobo de los cabritillos..., "... parece que haya comido piedras", bueno, pues más o menos.


Como cosa excepcional preparé un ali oli casero, y aunque me pareció que tenía poco ajo, estaba muy rico y se nota diferencia con el que estoy acostumbrada. 


Ahora vamos con el postre.

Tenía entre ceja y ceja un postre que hacían en mi casa cuando era pequeña, Bolitas de avellana.

Facilísimo, galletas, avellanas y leche condensada


Se pican las avellanas


Se pican las galletas, yo lo he hecho con el molinillo de café, que lo uso para estas cosas


Y se mezcla todo


Se guarda en el frigo


Como lo había preparado por la noche a la mañana hice las bolitas, que se ponen en papelinas pequeñas, después de pasarlas por cacao


Mirad que majas, ¿a qué parecen trufas?


Brownie de limón



Los ingredientes para el brownie y los del glaseado


Primero se mezcla los ingredientes secos, harina, azúcar y una pizca de sal


Por otro lado se mezclan los líquidos y se añade la mezcla de sólidos


Lo he puesto en un molde cuadrado


Y así es como sale


Una vez que se ha enfriado se le añade el glaseado.  Aunque parezca mentira que me falte algún ingrediente, pues como siempre fui a echar mano del azúcar glass, y ¡tururú! no tenía más que una poca, así que aunque no sea igual me la tuve que preparar de manera casera


Se mezcla con la ralladura de limón y el zumo


Y se echa por encima y listo


Esta supertarta de chocolate que nos tenían guardada mis padres.


Aquí los 3 postres.


Después de lo que habéis visto ¿qué opináis? ¿qué os ha parecido el menú de aniversario?

A mí solo me queda agradecer la invitación y felicitar a mis padres.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada