lunes, 25 de agosto de 2014

MI GRAN COMIDA RUMANA

Si queréis ser como ella, no hagas como nosotros..., si esto no está dentro de tus aspiraciones ¡¡a comerrrrrrrrrrrr!!


Hoy hemos tenido una comida íntegramente rumana, nos la ha preparado María, así que lo primero que voy a hacer es darle las supergracias, y ahora os voy a intentar contar lo que hemos comido, aunque la verdad no sé muy bien como empezar..., solo os diré que la preparación le ha llevado casi una semana.


Empezaremos por el Aperitivo, bueno aperitivo por decir algo, para mí un plato combinado


Además de la cantidad ya os iréis fijando en la paciencia y buen gusto de la presentación


En la cocina, mirases por donde mirases había cosas preparadas, bien tapadas y protegidas, ¿qué habrá debajo?




Ya todo preparado, solo faltamos nosotros, los comensales o comedores


¿Que os parece?


Aunque ya lo podéis ver os voy a explicar, 2 tipos de queso, de cabra y de vaca, 3 tipos de fiambre (multiplicado por 2 o 3 de cada uno), 2 tipos de embutido frito, pimiento rojo, pimiento verde, lechuga rizada y tomatitos cherry.

(Con esto perfectamente yo me habría dado por comida, ...pero ¡nooooooooo!, esto es solo el principio)


Ensaladilla, que lleva carne pero todo picado tan finito tan finito que yo ni la noto


Huevos rellenos con salsa


Y para antes de empezar a comer un chupito de agua de fuego, no se llama así pero bien podría llamarse, es un licor casero de pera y ciruela que no tiene más que unos 60º

(Os dejo este enlace, aunque no sé si en realidad se corresponde con esta bebida


Este es más suave y es un licor también casero pero hecho con bayas y está muy bueno


Ahora ya está todo listo


Hasta ahora ¿qué os va pareciendo...?

Pues seguimos, que aun queda, Mici y Sarmale





Y ahora ¿qué es lo que falta?, los postres, 2 Tartas, a cual mejor

No me preguntéis las recetas porque solo os puedo decir lo buenas que estaban.

Una con mousse de chocolate (y la base de algo más)


Y la otra con unas bases que se preparan en el horno y se alternan éstas (por lo menos 5) con un relleno de nata, nueces y algo más.


¡¡Cómo estaban!!, llegado a este punto "solo" me pude comer esto...


Y hasta aquí MI GRAN COMIDA GRIEGA (que terminó sobre las 6 de la tarde).

Solo me queda deciros lo bueno que estaba todo (que ya sé yo que ahora os corroerá la envidia) y darle las gracias a María.

Bueno que os enseño mi merienda...


Bueno y no me quedó otra que cenar esto para tomarme la pastilla del colesterol.


(Todo lo que cuento es cierto, real como la vida misma)

Espero que os haya gustado

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada